in

“Solo quedaron cenizas y huesos carbonizados”: Así fue la masacre de nueve estadounidenses en México

Una allegada a la familia narró los terribles sucesos en la que varias personas, en su mayoría niños, perecieron a manos de un comando armado.

Luego de la terrible masacre en la que fallecieron al menos nueve personas estadounidenses pertenecientes a la comunidad mormona LeBarón, a manos de un comando armado, autoridades mexicanas buscan esclarecer los hechos.

A través de su cuenta de Facebook Kendra Lee Miller, quien radica en Sonora y es allegada a la comunidad, narró los hechos de la matanza. “En la mañana del 4 de noviembre de 2019, tres madres en tres vehículos, con catorce niños, salieron de La Mora, una pequeña comunidad familiar en las montañas al noreste de Sonora”, comenzó relatando.

Según Miller, dos de los vehículos se dirigían para Chihuahua, en donde las personas a bordo se reunirían con familiares mientras que el otro tenía como rumbo el aeropuerto de Phoenix, Arizona, donde la madre se reuniría con su esposo.

Sin embargo, los hechos nunca se concretaron. A medio camino fueron emboscados por personas armadas. “Fueron fusilados, quemados y asesinados a sangre fría”, comentó Miller. “Eran civiles inocentes, ciudadanos estadounidenses que simplemente intentaban vivir vidas pacíficas”.

“El primer vehículo fue encontrado lleno de agujeros de bala y completamente en llamas. Nita (Rhonita María Miller) y cuatro de sus siete hijos que tomaron el viaje fueron quemados en su mayoría. Solo quedaron cenizas y unos pocos huesos carbonizados”, agregó Miller. “Al parecer, una de las víctimas intentó escapar del vehículo ya que la puerta del pasajero estaba abierta y los restos estaban parcialmente dentro y fuera del vehículo”, añadió.

Posted by Amber Bostwick on Tuesday, November 5, 2019

Más adelante, a unas 10 millas se encontraron los vehículos restantes, en donde se transportaban Christina Marie Langford Johnson y su bebé Faith en uno, mientras que en el otro iban Dawna Ray Langford con sus nueve hijos. Ambos fueron disparados desde adelante por sujetos armados.

Pese a que Christina brincó agitando los brazos para que los agresores supieran que habían mujeres y niños en los vehículos, los esfuerzos fueron en vano pues fue asesinada, al igual que Dawna y dos de sus hijos.

Tras presenciar la muerte de su madre, Devin, hijo de Dawna, escondió a sus seis hermanos con vida, pero heridos, entre unos arbustos para ir a pedir ayuda. Debido a que tardó en volver, uno de sus hermanos que estaba escondido salió también en busca de ayuda.

Tras llegar a La Mora a las 5:30 pm, seis horas después de la emboscada, el menor alertó a sus tíos de lo que había pasado, por lo que estos tomaron armas y salieron en busca de los menores escondidos.

Alrededor de las 7:30 pm los familiares encontraron a los niños escondidos. Tras revisar el vehículo de Cristina encontraron a la bebé con vida, sin ninguna lesión o herida, pese a que el vehículo quedó agujereado por varios balazos. La hermana de Devin que salió a buscar ayuda también fue encontrada varias horas después.

Los niños heridos fueron atendidos después por elementos médicos y trasladados a centros médicos.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Written by Julio Guzmán

mm

Editor de Contenidos, Viva Noticias - Realizó trabajos para HolaDoctor y Univision | Escribe sobre política, inmigración y opinión.

tiroteo

Mujer muere en su casa tras ser atacada por sus dos perros daneses

Sanders

Sanders es el demócrata que más recauda entre los latinos