in

Presidente de Filipinas canta una canción de amor “por orden” de Donald Trump

Si el “comandante en jefe” lo dice…

Foto Collage / Viva Noticias

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, cantó una canción de amor acompañado de un cantante pop durante una cena de Cumbre de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), porque Donald Trump lo había ordenado.

El controvertido líder, acusado de violar los derechos humanos de los filipinos, se unió a la estrella Pilita Corrales para cantar “Ikaw”, que significa “Tu” en tagalo, el idioma de Filipinas. La pareja realizó su presentación frente a 19 líderes de la cumbre, incluido Trump.

Rodrigo Duterte
PILITA CORRALES.- Manila Bulletin Online / Youtube

“Señoras y señores, canté sin invitación un dúo con [la diva local] Pilita Corrales por orden del comandante en jefe de los Estados Unidos”, dijo Duterte después de concluir su actuación.

Rodrigo Duterte
PRESIDENTE DE FILIPINAS.– Manila Bulletin Online / Youtube

El final de la canción fue capturada en video por la subsecretaria de obras públicas Karen Jimeno, quien lo publicó en Twitter, donde rápidamente se hizo viral.

Rodrigo Duterte
PILITA CORRALES Y RODRIGO D.- Manila Bulletin Online / Youtube

Trump afirmó después que él y Duterte “tenían una gran relación”, y agregó: “Esto ha sido muy exitoso. Y la conferencia de ASEAN ha sido manejada maravillosamente por el presidente en Filipinas “.

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, aseguró que Trump se reunió en privado con Duterte y hablaron sobre el Estado Islámico (ISIS), las drogas ilegales y el comercio. “Los derechos humanos surgieron brevemente en el contexto de las peleas de Filipinas contra las drogas ilegales”, acotó.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Redactora, Viva Noticias - Farándula, actualidad y salud.

Texas

Ex esposa de asesino de Texas rompió el silencio y reveló su secreto más aterrador

transmisión

Gemidos sexuales interrumpen transmisión en vivo