in

Reportera cubría el «ironman» y recibió la sorpresa de su vida

Correr, remar y tomar cervezas no es buena combinación

¿Quién dijo que ser reportero era fácil? Esta periodista vivió uno de los momentos más bochornosos de su carrera profesional cuando cubría el evento llamado «Ironman», que consiste en un grupo de hombres corriendo, remando y tomando mucha cerveza. Obviamente, no es una idea muy inteligente.

Más para leer: Joven orinó la bandera de los Estados Unidos y no se esperó esta respuesta

La reportera Wendy Burch, de KTLA Morning News, recibió una ducha de vómito esta semana mientras cubría el particular triatlón en Hermosa Beach. Y es que unas cuantas cervezas y ponerse a trotar no es precisamente la mejor combinación del mundo.

ironman"
ICYMI InCaseYouMissedIt / Youtube

Burch escribió en un blog para Huffington Post que había estado entrevistando a un participante que tenía escritas las palabras «vomitar aquí» en su espalda, pero ella no se dio cuenta de ese detalle hasta que fue muy tarde. Mientras hablaba con la persona, otro hombre decidió hacerle caso a las palabras rotuladas y expulsó lo que tenía en su estómago en la espalda del entrevistado, salpicando también a la periodista.

ironman"
ICYMI InCaseYouMissedIt / Youtube

Más para leer: Policía de Texas recibe tremenda cachetada al intentar arrestar a un hombre

Todo quedó grabado en vivo durante el «Ironman», mientras sus compañeros en el estudio miraban horrorizados la escena (y también agradecidos porque no fueron ellos). Burch explicó en el mismo blog que después de eso fue a casa a tomar una ducha caliente y una larga siesta. Cuando despertó, el video de lo sucedido se había vuelto viral en Youtube y en las redes sociales.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Redactora, Viva Noticias - Farándula, actualidad y salud.

bebé

Joven explica cómo mantuvo relaciones sexuales mientras amamantaba a su bebé

Donald Trump pasa una gran vergüenza en la cumbre del G20