in

La supuesta maldición que lanzó el indio Tenskwatawa a los presidentes de EE. UU.

Una lista que circula en las redes desde hace algún tiempo busca comparar las increíbles coincidencias de varios expresidentes de los Estados Unidos, justificadas por la supuesta maldición que lanzó un hombre llamado el indio Tenskwatawa.

Tenskwatawa, mejor conocido como “el Profeta Shawnee“, lanzó supuestamente el maleficio luego de la batalla de Tippecanoe que, en 1811, enfrentó a una confederación de pueblos tribales liderada por Tecumseh (hermano de Tenskwatawa) contra el ejército de los EE. UU. comandado por William H. Harrison.

Como consecuencia de la opresión que mantuvo el ejército de Harrison contra los nativos, se inició una leyenda que sobrevivió como traición oral.

Según se cuenta,  Tenskwatawa predijo la derrota en las urnas de Harrison ese mismo año, pero auguró que ganaría la siguiente (en 1940). En ese momento lanzó una profecía en la que le aseguraba que moriría antes de finalizar su mandato. Este maleficio se repetiría con todos los presidentes que fuesen escogidos en un año terminado en cero.

Vale destacar que esto no tiene fundamento histórico e incluso algunos historiadores se han ocupado de desmentir la supuesta maldición de Tenskwatawa. Mucho antes de la llegada del internet, la historia se viralizó aprovechando la peculiar coincidencia de la fecha de fallecimiento de algunos presidente.

Aunque algunos de los datos están puestos de un modo en el que exista, a propósito, alguna coincidencia entre ambos.

Datos de la “Maldición de Tenskwatawa“:

1. William H. Harrison murió en 1841 a causa de una neumonia un año después de ser elegido. Dos décadas después, en 1865, fue asesinado Abraham Lincoln mientras estaba en su segundo mandato, (el primero lo ganó en 1860). También fue asesinado, en 1881, James Garfield, tras un año en la Casa Blanca y lo mismo le ocurrió, en 1901, a William McKinley. Warren Harding, que ganó las elecciones en 1920, moría tras un ataque al corazón en 1923.

2. Los fallos de la lista se sienten con Franklin D. Roosevelt, quien murió debido a una hemorragia cerebral en 1945 tras iniciar su cuarto periodo presidencial. Los defensores de la Maldición de Tecumseh sostienen que el tercer mandato de Roosevelt lo ganó en 1940.

3. El séptimo y último presidente que falleció en el cargo y fue elegido en un año cero fue John F. Kennedy, asesinado en el atentado de Dallas de 1963.

Ningún otra mandatario ha muerto ocupando el cargo, pero aseguran que esto es gracias a Nancy Reagan, quien presuntamente contrató a una serie de astrólogos y videntes para que deshicieran el maleficio. El 30 de marzo de 1981, un año después de ser electo presidente, Ronald Reagan no murió en el atentado que sufrió Washington (¿le tendrá que agradecer a su esposa?).

Sin duda, la historia puede tener alto grado de invención, aunque si eres un defensor del indio Tenskwatawa seguramente los datos y la historia tendrá lógica.

 

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Redactora, Viva Noticias - Farándula, actualidad y salud.

Kennedy

El hermoso mensaje de Kennedy en contra del muro de Berlín que Alejandro Sanz compartió

republicanos

Los republicanos critican a Trump por no consultar veto a musulmanes